El examen con Lámpara de Wood es un examen de la piel que se realiza con una luz especial también conocido como examen con "luz negra" o ultravioleta. Se basa en el uso de la luz ultravioleta, que es enfocada en el área que va a ser examinada.

Optimiza el tratamiento y diagnóstico del acné vulgaris y de las manchas de la piel (las de melanina). Permite dilucidar la profundidad o superficialidad de éstas.

Es un método sencillo, práctico y útil para comprobar o descartar determinadas patologías. Se trata de una radiación ultravioleta de onda larga de 365 nm.

Esta luz aplicada a las lesiones de la piel va a producir una fluorescencia característica del problema o la enfermedad. Esta luz es aplicada manualmente en un ambiente oscuro para así evidenciar el color de la respuesta en la piel. La lámpara se sitúa a pocos centímetros de la piel del paciente que se desea examinar.

Esta prueba tiene valor diagnóstico en las dermatomicosis del cuero cabelludo, eritrasma, trastornos hipopigmentarios, infecciones por pseudomonas, porfiria cutánea tarda, tiña versicolor, escabiosis y también par determinar la presencia de algunos productos o medicamentos aplicados directamente a la piel o bien tomados por vía sistémica.

El melasma y las efélides son más evidentes (la hiperpigmentación} bajo la luz de Wood, no así, en cambio, la melanina dérmica como la  mancha mongólica, la cual no se acentúa bajo la luz de Wood.

Es importante realizar esta sencilla prueba ante una dermatitis de los pliegues, en áreas alopécicas y descamativas del cuero cabelludo, en alteraciones hipopigmentadas, en lesiones sospechosas de escabiosis, cuando hay lesiones ampollares en las manos y antebrazos. En la tiña capitis se pueden diferenciar dos tipos de infección, según la formación de artrosporas fuera o dentro del pelo ( endótrix o ectótrix, respectivamente).

Los pelos infectados con M. audounii o M. canis van a exhibir una fluorescencia amarillo-verde brillante, mientras que en la infección producida por T. schoenleinii va a presentar una fluorescencia verde-claro.

El eritrasma es una infección causada por el C. minutissimum cuya fluorescencia característica es rojo brillante o rojo coral, es muy particular de esta entidad.

El C. acnes a menudo causa fluorescencia roja en los orificios de los folículos de pacientes con acné. Después del tratamiento adecuado de fluorescencia tiende a desaparecer. Esto nos es útil para seguir la evolución del proceso de disminución de la bacteria.

En las áreas hípopigmentadas se verán más brillantes que las zonas adyacentes y en este sentido la luz de Wood tiene valor diagnóstico en la lepra, vitiligo y albinismo. También es útil su aplicación en recién nacidos para descartar las máculas hipopigmentadas que se observan en la esclerosis tuberosa. La Lámpara ayuda a detectar el Vitíligo (y otras depigmentaciones) aún cuando esta no se ha hecho visible al ojo en las condiciones de iluminación normal. Las áreas afectadas por el Vitiligo pueden ser detectadas mediante este examen y ser tratadas en una etapa muy temprana. De esta forma es posible detectar el Vitiligo aún antes de que la despigmentación se haga visible, lo cual puede aminorar el tiempo de tratamiento y ayudar a prevenir la expansión de las áreas afectadas.

La mayoría de las cepas de p. aeruginosa elaboran un pigmento, piocianina, el cual produce una fluorescencia verde -azul, muy evidente cuando la infección se localiza debajo de las uñas. También estas cepas generan un pigmento denominado pioverdina, el cual presenta una pigmentación verde clara con la luz de Wood.

La luz de Wood es útil también ante la sospecha de porfiria cutánea tarda, ya que se va a evidenciar una coloración anaranjado-rosada causada por las porfirinas que estos pacientes excretan por la orina. Una de las aplicaciones más frecuentes de la luz de Wood es en latiña versicolor, la cual va a producir una coloración amarillo-oro al aplicar la luz de Wood. Además va a evidenciar la extensión de muchas lesiones que no son evidentes a la inspección ocular. Al aplicar tinta de fluoresceína en los surcos sospechosos de escabiosis y aplicando la luz de Wood se pueden observar configuraciones lineales blanco-grisáceas.

Con el uso de tetraciclina sistémica en pacientes con acné, por ejemplo, vamos a observar una fluorescencia amarilla en algunas lesiones.